Muestra colectiva "9/11-11/9" reúne el trabajo de 16 artistas visuales jóvenes en la Sala 1 del MADC

Curaduría: Daniel Soto Morúa

Lugar: Sala 1 del Museo de Arte y Diseño Contemporáneo

Horario MADC: martes a sábado de 9:30 a.m. a 5:00 p.m

Inauguración: 11 de mayo de 2017, 7 p.m.

Abierta al público del 10 de mayo hasta julio del 2017.


 Crecieron durante los 90´s, vieron en vivo la caída de las Torres Gemelas, usaron un iPod para escuchar su música y el triunfo de Trump les genera incertidumbre.

Tienen menos de 35 años y no les gusta el término millennial, aunque cumplieron la mayoría de edad a la entrada del nuevo milenio.

La exposición “9/11-11/9” reúne el trabajo de 16 artistas visuales jóvenes que están dando de qué hablar con su obra. Sus propuestas, reflejo de la época en que viven, llegan a partir del 10 de mayo a la Sala 1 del Museo de Arte y Diseño Contemporáneo (MADC).

Tras hacer una revisión del trabajo de artistas jóvenes que habían tenido proyectos en diferentes espacios, tanto del Museo como de otras instituciones, se analizó para determinar qué estaba sucediendo. Fue así como el MADC se acercó a ellos y les preguntó sobre sus intereses y preocupaciones, además cómo a través de su obra respondían a los cambios de la sociedad. Precisamente el nombre “9/11-11/9” hace referencia a dos hitos que los artistas señalaron como clave: el atentado terrorista a las Torres Gemelas el 11 de septiembre de 2001 y la llegada de Donald Trump a la presidencia de Estados Unidos el 9 de noviembre de 2016.

“El Museo de Arte y Diseño Contemporáneo decidió invitar a una selección de artistas jóvenes para que tomaran (o secuestraran) la Sala 1 con sus propuestas. Para el MADC es fundamental apostar por nuevas generaciones en espacios de relevancia; esta colectiva sin duda será el detonante de nuevas estrategias analíticas y críticas desde visiones actuales sobre los diversos contextos” detalló Fiorella Resenterra, directora del Museo.

La propuesta se realizó con artistas costarricenses y residentes en Costa Rica que hace poco iniciaron su producción artística o que están por graduarse de estudios formales.

Una revisión de dossier se combinó con entrevistas, dando como resultado una exposición no comisariada; esto significa que las obras no fueron seleccionadas por parte de la curaduría, sino propuestas por los artistas y desarrolladas en conjunto, bajo un modelo de formación e investigación uno a uno. A posteriori se generó el discurso curatorial.

“Ha sido un proceso curatorial muy extendido e individualizado. Ellos han aprendido sobre cómo es trabajar en un museo y los retos e implicaciones que eso conlleva, mientras que el Museo ha conocido de fondo la manera de pensar y producir de estos artistas”, señala Daniel Soto Morúa, curador de la exposición.

Los nuevos

Esta generación, nacida entre 1980 y 2000, ha sido duramente criticada por sus predecesores -como es usual-. Se le considera una “generación perdida”, desentendida y aferrada solamente a lo superficial. “Se trata de una exposición que revisa el quehacer de una generación de artistas y que, debido al contexto social, político, tecnológico y económico en el que crecieron, presenta una actitud muy particular de ver el mundo y reaccionar ante él”, menciona Soto. “Además, para nosotros fue muy importante conocer qué estaban haciendo esos artistas que han pasado por espacios pequeños y de formación del Museo, para así darles seguimiento y apoyarlos en su producción”, continúa.

Tienen un abundante acceso a la información, pero a veces carecen de herramientas para filtrarla. Son la generación más preparada académicamente en toda la historia de la humanidad, pero les falta interés o estímulos para un trabajo estable. Nunca han estado tan conectados por medio de la tecnología, pero les cuesta relacionarse con los demás.

Es una generación de contradicciones y eso se demuestra en sus proyectos y obra. Consideran que viven en un mundo frío y despiadado, pero a la vez creen que la igualdad social, la conectividad bien empleada y la comunicación mediática transparente, pueden ser la clave para el devenir de la humanidad.

Bajo esa óptica, se eligieron cuatro ejes para la muestra que agruparan los intereses de estos artistas: política y relaciones de poder; representación y propiedades matéricas de la imagen; relación ser humano/naturaleza; y diversidad e igualdad social. “Estos enfoques representan, por un lado, los intereses y modos de pensar y criticar de esta generación de artistas, y por otro, cómo se va construyendo y evolucionando la historia del arte de nuestro país”, comenta Soto.

Los artistas que participarán en la muestra son:

·       Diana Barquero

·       Andrés Gudiño

·       Pamela Hernández 

·       Wilson ilama C. 

·       Sara Mata

·       Anna Matteucci Wo Ching

·       Róger Muñoz Rivas

·       Adolfo Ramírez

·       Alejandra Ramírez

·       Andy Retana

·       Mariela Richmond

·       Marton Robinson

·       Sergio Rojas Chaves

·       Christian Salablanca Díaz

·       Albertine Stahl

·       Emmanuel Zúñiga Salas